Cursos de agilidad para perros pequeños

Cursos de agilidad para perros pequeños
¿Te ha resultado útil este post?

Los cursos de agilidad para perros han sido durante mucho tiempo el terreno de juego de los perros grandes, y la idea inspira fácilmente visiones de perros enfrentándose a vallas y corriendo a través de carreras de obstáculos, con sus largas extremidades estiradas con gracia mientras alcanzan velocidades máximas. Pero el curso de agilidad no ha sido tradicionalmente un lugar para los perros más pequeños, cuyas diminutas patas no pueden afrontar una valla de tamaño normal o una pendiente pronunciada o un recorrido largo sin agotarse.

Ahora existe el Petit Prix, un concurso de agilidad diseñado pensando en los perros diminutos. Todo está diseñado para adaptarse al tamaño de los cachorros pequeños, desde los chihuahuas hasta los perros salchicha, cuyas patas cortas y rechonchas hacen que los recorridos de agilidad de tamaño normal sean un reto imposible.

Tabla de Contenido
  1. La historia de los cursos de agilidad para perros pequeños
  2. Cómo funciona todo esto

La historia de los cursos de agilidad para perros pequeños

El evento es el más grande de todos los diseñados para perros pequeños, y es el punto culminante de la temporada para la Teacup Dogs Agility Association, fundada por el entrenador canino de Marietta, Ohio, Bud Houston, que tiene una afinidad especial por los perros del tamaño de un regazo. Se inspira en el Gran Premio anual de Agilidad Canina, un recorrido de tamaño completo que es el evento culminante del año para la Asociación de Agilidad Canina de Estados Unidos, un grupo que cuenta con más de 40.000 miembros registrados.

La Asociación de Agilidad para Perros de Taza tiene más de 2.000 miembros. Está creciendo a medida que más propietarios de perros se dan cuenta de las oportunidades de igualdad en el agility canino, ya que las necesidades de los perros pequeños se están satisfaciendo con más éxito.

Houston es la autora del "Libro de los Juegos de Agilidad", una entrenadora de perros de primera línea y una experta en recorridos dimensionados específicamente para perros pequeños, diseñados para sus pequeñas patas y que ofrecen la distancia adecuada entre obstáculos. Eso no quiere decir que el recorrido no esté exento de desafíos, por supuesto, porque ese es el componente clave de los cursos de agilidad.

Cómo funciona todo esto

Los perros que participan en el Petit Prix pueden inscribirse en categorías que van desde 4 pulgadas en la categoría más pequeña hasta la más grande, de 16 pulgadas. La participación está limitada a perros de no más de 17 pulgadas, sin tener en cuenta la raza o el pedigrí. Pero aunque los recorridos de agilidad están diseñados teniendo en cuenta las características de los perros pequeños, este deporte no está exento de riesgos. Los perros pueden sufrir distensiones musculares, desgarros del ligamento cruzado anterior, así como pequeñas fracturas, huesos rotos, dientes rotos u otras lesiones por colisiones, caídas y demás. Las lesiones sufridas en el circuito de agility pueden requerir una intervención quirúrgica, seguida de una serie de tratamientos terapéuticos para ayudar a los perros a recuperar toda su fuerza.

De hecho, hay perros que han muerto participando en cursos de agility, un hecho que Houston admite en el sitio de su blog, Agility for Small Dogs. Pero se apresura a recordar que hay pocas actividades atléticas que no estén exentas de riesgos, pero que las recompensas suelen ser mayores que los propios riesgos.

La clave del éxito -y de la seguridad- en los cursos de agilidad para perros pequeños reside casi exclusivamente en los entrenadores y adiestradores, y los entrenadores y adiestradores con las habilidades necesarias para guiar con seguridad a un perro a través de dicho curso pueden ayudar a un perro a dominarlo con menos riesgo de lesiones.

Y a pesar de los riesgos, las recompensas son enormes tanto para el perro (una victoria en un curso de agilidad es como una medalla de oro en las Olimpiadas, seguida de masajes y comidas gourmet) como para el dueño, que será quien muestre la cinta azul con orgullo. Y según el experto canino César Milán, el entrenamiento de agilidad puede ser extremadamente beneficioso para los perros y sus dueños. No sólo le ayudará a usted y a su perro a hacer el tan necesario ejercicio, sino que el entrenamiento de agilidad satisface el instinto natural del perro de correr y perseguir. También puede ayudar a desarrollar más plenamente el vínculo de confianza entre la mascota y el propietario, esencial para el buen comportamiento fuera del curso.

Ivan's Puppies lleva más de 30 años criando y entrenando cachorros. Nuestro duro trabajo ha dado sus frutos, ya que ahora estamos orgullosos de criar camadas de Bulldog de excelente calidad, con pocos o ningún problema de salud y buenos temperamentos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir

Usamos cookies para mejorar la experiencia de los usuarios en nuestra web. Política de Cookies